Envío gratuito a partir de 30€

DolçArt, una empresa familiar que cuenta con la experiencia de tres generaciones elaborando pastas dulces de manera totalmente artesanal y con productos de calidad y de proximidad. Situada en Sant Pere de Riudebitlles, un pequeño municipio de la comarca del Alt Penedès de la provincia de Barcelona (España).

La historia de DolçArt tiene su origen humilde, familiar y emprendedor.

DolçArt empresa familiar

Maestros artesanos de pastas dulces desde 1956

Para llegar a lo que somos hoy, es inevitable viajar al año 1956. Fue entonces cuando Josep Masdéu, hijo de la Espluga del Francolí - cuna de los carquiñolis - se estableció en la comarca del Alt Penedès y fundó nuestro obrador tradicional.

Proceso de elaboracion de la masa

Demostrando que podía dar a conocer una fórmula y proceso de elaboración tradicional de la mano de la innovación, apostando por la calidad de las mejores materias primas. Escoger ingredientes naturales de cultivo ecológico, jugar con sabores y texturas, inventar nuevos sabores. Por ejemplo, los carquiñolis con chispas de chocolate, una evolución de los carquiñolis de toda la vida, pero incorporando chispas de chocolate para darle un toque diferente y atractivo al paladar.

Estos son nuestros objetivos cada día y nos gustaría incorporar novedades constantemente.

La nueva generación de Artesanos de DolçArt

David, con tal sólo 16 años, aprendió las recetas clásicas de los carquiñolis a mano de su abuelo, que llevaba toda una vida elaborando esas pastas dulces, las galletas tradicionales catalanas. Él le pasó todo lo que había aprendido a lo largo de su profesión, enseñándole todos los truquillos para conseguir las mejores galletas de la zona. Siempre cuidando el resultado final de cada horneada, ya que cada una es única. Cada una de ellas está amasada y hecha por el artesano o artesana de la familia, actualmente David; quien combina todos los ingredientes y lo amasa para conseguir esas galletas artesanas, elaboradas con los mejores ingredientes de proximidad de alta calidad, consiguiendo resultados espectaculares: Crujientes y sabrosos carquiñolis, pets de monja, bufats de almendra y tejas de coco.

Claro está que cada uno de ellos es único ya que ha sido elaborado a mano; lo que hace que el acabado sea perfecto, pero con algunas variantes en cada hornada.

La misión de DolçArt

Nuestra misión es sorprender con sabores únicos y para todos los paladares. Por ello, nos gustaría incorporar novedades. Cuando se juntan el talento y la pasión que mostramos en DolçArt salen ideas maravillosas y exquisitas.

Carquiñolis chocolate
Bufats
Tejas de coco
Pets de monja

La calidad de nuestros productos siempre ha sido nuestra insignia. Por eso compramos todas nuestras almendras y avellanas que utilizamos para elaborar nuestras deliciosas pastas en el propio país. Siempre apostando por el consumo de proximidad y apoyando a los productos nacionales.

Como si no hubiera pasado el tiempo para nosotros, ya que las manos expertas de nuestros artesanos de hoy en día siguen elaborando nuestras tan apreciadas pastas dulces de hace décadas atrás.

Hemos puesto todo nuestro empeño y cariño para ofrecer unos productos de calidad gourmet como son los tan queridos carquiñolis, las tejas de coco, els ‘pets de monja’ y los bufats.

DolçArt en la Actualidad

Seguimos apostando por un producto tradicional y artesano.

En la actualidad, desde 2004, DolçArt está instalado en Sant Pere de Riudebitlles. Siempre hemos querido apostar por ser fieles a un producto tradicional y totalmente artesano. Paralelamente, con nuestra nueva generación de artesanos, estamos emprendiendo una nueva línea con productos de alta calidad y ecológicos. Siempre manteniendo la auténtica esencia y caracterizados por la investigación de nuevas texturas y sabores especiales.

Nuestros productos tradicionales

Ofrecemos una gama de productos tradicionales que hemos conseguido a lo largo de los años. Siempre hemos buscado la excelencia ya que ésta es nuestra razón de ser.

La tradición de los carquiñolis

Desde 1956 guardamos la auténtica tradición de los carquiñolis. El origen de los carquiñolis se remonta alrededor del 1888 y se empezaron a elaborar en la Espluga de Francolí. Como la mayoría de la gente del pueblo tenía almendros, ellos cogían los pedazos de masa que les sobraban y tuvieron la genial idea de añadir las almendras a ésta y, seguidamente, los cocían en hornos de leña. Gracias al éxito que tuvieron, tanto para los propios habitantes como para los visitantes, empezaron a venderse como una exquisitez de la comarca.

Pets de monja

También elaboramos nuestros exquisitos ‘pets de monja’. El origen se remonta en el siglo XIX, y su inventor fue un pastelero italiano de Barcelona que creó unas deliciosas galletas llamadas petto di monaca (pecho de monja). No te pierdas la leyenda de los ‘pets de monja’, te encantará.

Bufats de Almendra

Tampoco nos podemos olvidar de nuestros fantásticos ‘bufats’, también llamados soplados. Son unas galletas elaboradas con harina de trigo, azúcar, almendras, clara de huevo y bicarbonato amónico. Su origen se remonta en el siglo XIX y debe su nombre al aire que cogen cuando son horneados.

Tejas de coco

Y, por último, y no menos importante, tenemos las tejas. Son unas galletas con mucha historia ya que se remontan en el siglo XIII y son muy típicas en Cataluña. Nosotros las elaboramos con azúcar, harina de trigo, bicarbonato amónico y no podía faltar nuestro ingrediente tan especial como es el coco.

Generaciones de Artesanos DolçArt

Durante más de 60 años, de generación en generación, la empresa DolçArt transmite en sus productos la herencia de los maestros artesanos reposteros especializados en pastas dulces.

En el año 2020, apostamos por la creación de la página web para que cualquier persona de cualquier parte de España ya sea en la península, Islas Canarias, Ceuta o Melilla, pueda disfrutar de nuestras pastas dulces que tanto éxito están teniendo en nuestro alrededor, y todo ello sin moverte de casa.

Queremos que disfrutes de ellos tanto como nosotros disfrutamos haciéndolos. No esperes más y prueba cualquiera de nuestros dulces artesanales, no te arrepentirás, sólo querrás repetir.

Nuestros productos son de la mejor calidad. Así que no esperes para probarlos en fechas señaladas ya que son perfectos para cualquier día y hora, ya sea como desayuno, merienda, postre de las comidas principales o como un tentempié, acompañados de un buen café, infusión o incluso una copa de cava.

DolçArt, endulzándote la vida desde 1956.